ERUDICIONES

En el nombre de cuanto vuela sólo querría saber, como mariposa, bajo qué alfiler yazgo pinchado. Y en qué nombre florido como capullo.

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu email nunca será compartido con nadie.Los campos obligatorios están marcados con *